“Gracias a nuestra plataforma, cualquier persona puede crear su aplicación sin necesidad de saber programar”

Emprendimiento entre músicos con la empresa Benuit

¿Qué pasa si se juntan un ingeniero informático, un ingeniero de sonido y un ingeniero industrial con visión tecnológica y ganas de arriesgar y de desarrollar una nueva plataforma? La respuesta es Benuit, una prometedora empresa dedicada al desarrollo de aplicaciones móviles. Los tres fundadores de Benuit se conocieron hace solo nueve meses en un evento para emprendedores que organizaba uno de ellos junto a su equipo de Wayra. Empezaron trabajando en el Palacio de Correos, aprovechando el WiFi que había en una de las salas, hasta que se unieron a la comunidad Workcase.

Pablo es ingeniero informático y muy activo en el mundo de la tecnología. De hecho, mientras estudiaba en la Universidad, creó un blog Govoid que era uno de los que más tráfico recibía en España. Luis es ingeniero de sonido y ya tenía experiencia como emprendedor con su empresa TrainYourEars, dedicada a la venta de software para ingenieros de sonido. En 2011 fue seleccionado para el programa Crea BT para emprendedores. Por último, Fernando es ingeniero industrial y también había emprendido anteriormente, ya que fue seleccionado para participar en un programa de la Fundación Banesto para emprendedores (“Yuzz”). Además, organiza el StartCamp en colaboración con Wayra.

Hoy charlamos con ellos sobre sus proyectos y filosofía de trabajo.

¿Cómo surge la idea de Benuit?

Nos juntamos con la idea de ofrecer a los grupos de música una herramienta para que pudiesen autopromocionar su música de forma directa con sus fans. Esto nos llevó a crear una plataforma en la que pudiesen desarrollar sus propias aplicaciones móviles: Stage Rocket. A raíz de tener esta plataforma, hemos visto otras muchas posibilidades en las que estamos trabajando ahora: no solo orientarlo a músicos, sino dar también la posibilidad de que cualquier persona o empresa (bares, restaurantes, discotecas, bloggers…) pueda crear su propia aplicación para ofrecer sus contenidos a través de ella. Sin necesidad de saber programar, cualquiera se puede crear su propia aplicación en nuestra plataforma.

Nuestro foco principal como equipo está en los grupos de música, pero estamos buscando a una persona que se pueda encargar del desarrollo de negocio en estos otros ámbitos. Hemos visto que tenemos una herramienta muy potente y no queremos desaprovechar la oportunidad de crecer en otras líneas de negocio.

¿Ya tenéis clientes?

Clientes de la plataforma aún no, aunque estamos a puntito. Durante estos meses, nos hemos autofinanciado haciendo proyectos o desarrollos ad hoc para terceros. Ahora la idea es ir metiendo poco a poco gente que utilice la plataforma y que pagarán un fee mensual, hasta que la base de clientes sea suficiente como para cubrir gastos.

¿Por qué decidisteis venir a trabajar a un espacio de coworking?

Cuando empezamos, de desarrollo de aplicaciones prácticamente no teníamos ni idea, aprendimos sobre la marcha, a medida que lo íbamos haciendo. Por eso queríamos estar en un espacio en el que hubiese gente también emprendedora y que nos pudiese echar una mano en temas que nosotros no dominábamos. Y luego también porque, al ser un equipo de tres personas, trabajar en casa es complicado, necesitábamos un espacio neutro que no fuese la casa de ninguno.

¿Y cuáles fueron las razones para elegir Workcase?

Visitamos varios sitios para hacernos una idea de las opciones que teníamos. Como nosotros estamos empezando, sobreviviendo bajo mínimos, nos fijamos mucho en el precio, y creemos que el de Workcase está muy bien para lo que ofrece. No podemos invertir el colchón que tenemos en un gasto mensual demasiado elevado. Además, nos gusta mucho cómo está organizado y cuidado el espacio, y los servicios que ofrece. Y sin olvidar a Juanlu, el responsable de Workcase, que es una persona siempre dispuesta a ayudar y a dar facilidades, que entiende la situación en la que estamos quienes acabamos de iniciar un proyecto.

De cara a 2014, ¿cuáles son entonces vuestros planes de negocio?

Básicamente, queremos terminar de lanzar la plataforma para músicos (hemos hecho varias entrevistas con grupos y parece que hay bastante interés por su parte), intentar conseguir nuestros primeros clientes en esa línea de negocio y encontrar a una persona de confianza que se integre en el equipo para abrir más líneas, cada una con su propia marca. Nuestro objetivo para 2014 sería ser autosostenibles con el dinero que vamos facturando.
Nos hemos planteado buscar inversión, pero nos parece más lógico que los inversores sean nuestros clientes. De este modo, todo lo que hagas va a ser para mantener a esos clientes y no para satisfacer las necesidades de un inversor. Una vez que tengamos una base de clientes que nos permita ser autosuficientes y un producto no solo tecnológicamente bien diseñado (que eso ya lo tenemos) sino con un cierto recorrido en el mercado, sí nos plantearemos buscar un inversor para abordar futuras fases de crecimiento.
En cuanto a las nuevas líneas de negocio, actualmente estamos trabajando en aplicaciones de guías de viaje (la plataforma se llama Turismob), en las que puedes introducir información sobre los diferentes destinos a través de un panel de control muy sencillo y fácil de usar. Estas aplicaciones, que funcionarán también con el modelo de pago mensual, se las ofreceremos a hoteles, agencias de viajes, delegaciones de turismo en ciudades pequeñas, etc.